La mentira de Maduro sobre COVID-19 le va a costar muchas vidas a Venezuela

El diputado a la Asamblea Nacional, José Manuel Olivares, advirtió que el gobierno miente sobre la situación del COVID-19, y aseguró que que “la mentira de Maduro le va a costar vidas a los venezolanos”.

En ese sentido, comentó que por la falta de pruebas y evaluaciones no se conoce el número correcto de contagiados en el país. Además, agregó que el personal de salud no tiene cómo llegar a los hospitales por falta de gasolina.

“62% del personal de salud no pudo ir a trabajar; 84% de los médicos en el país no pudieron surtir sus vehículos y 66% pasó entre ocho y 20 horas en cola para echar gasolina, ¿quién va a salvarle la vida a los venezolanos?”, se preguntó.

El parlamentario denunció que el 29 de marzo, Jorge Rodríguez, dijo que se habían realizado 37 mil pruebas tipo PCR y 50 mil pruebas rápidas; el 26 de marzo, Delcy Rodríguez, informó que el número total de pruebas realizadas es mil 836. “Es decir, en 3 días desaparecieron más de 80 mil pruebas”.

Indicó que con una tasa de ataque del virus del 10%, un porcentaje que considera bastante conservador, al menos tres millones de venezolanos en esta primera fase dieran positivo para Covid-19, entre asintomáticos, pacientes con necesidad de atención médica y contagiados con necesidad de terapia intensiva.

En esas cifras demuestras que alrededor de 400.000 venezolanos necesitarán hospitalización en el país.

Hospitales vacíos

Olivares sostuvo además las pésimas condiciones en las que se encuentran los hospitales del país.

“En la Ciudad Hospitalaria Dr. Enrique Tejera, estado Carabobo, hay solo siete camas disponibles para terapia intensiva; en el estado Amazonas sólo hay dos camas y ventiladores mecánicos para atender a toda la población; el Hospital Seguro Social del Táchira no tiene terapia intensiva; el hospital Luisa Ortega Díaz, de Nueva Esparta, no tiene camas de terapia intensiva; y el pediátrico más importante de Caracas, hospital JM de los Ríos, tiene la atención intensiva parcialmente cerrada”, dijo.

En total, habrían sólo entre 250 y 300 ventiladores artificiales en todo el país para combatir el Covid-19.

“Cuando se pretende decir que hay camas suficientes en Venezuela, es mentira, porque además no basta con un colchón. Una cama hospitalaria es mucho más que tener dónde acostarse, es contar con médicos capacitados y protegidos, un ventilador mecánico, los medicamentos que dan soporte, capacidad de aislamiento, condiciones que no se cumplen en Venezuela,” explicó.

Olivares señaló que ante esta emergencia, no sólo preocupa la falta de camas y de todo la estructura de las terapias intensivas, también que 70% de los centros de salud en el país no tiene agua, 60% no tiene jabón y 66% no cuenta con los insumos básicos como guantes y mascarillas para la protección del personal médico, reseñó la nota de prensa.

Es Caracas