Ron artesanal causa terror entre los venezolanos

Primero fue el cocuy ahora es el ron artesanal el que hace estragos en diciembre. Fabricantes de bebidas alcohólicas, destilerías y la Cámara Venezolana de la Industria de Especies Alcohólicas (Civea) están alarmados por la cantidad de personas intoxicadas que se han registrado en varios estados de Venezuela por el consumo de este licor que no cumple con las exigencias mínimas de control sanitario. La raíz de la polémica se originó en el estado Aragua donde han fallecido 6 personas, presuntamente a causa de intoxicación etílica por ingerir bebidas artesanales combinadas con edulcorantes con alta concentración de metanol.

El presidente de Civea, Luis Enrique Cárdenas, confirmó tal situación, pero detalla que esta irregularidad se ha acentuado en 2019 donde ya suman 30 personas fallecidas por consumo de bebidas no permisadas ni controladas y que en los últimos 3 años esa cifra alcanza las 61 personas muertas (42 hombres; 16 mujeres, 2 adolescentes y una niña de 2 años). De estas cifras, en Lara se ha registrado 6 personas fallecidas hasta noviembre. “Cuando se reportan las víctimas de fallecidos con intoxicación, se refleja que por cada persona muerta hay cinco intoxicados”, indicó Cárdenas cuando ahonda que estas terribles pérdidas son ocasionadas por el comercio ilícito con productos clandestinos que no cumplen con ninguno de los procesos productivos y las normas sanitarias.

“Los preparadores de este comercio clandestino introducen sustancias tóxicas, alcoholes desnaturalizados, metanol, isopropílico que no son aptos para el consumo humano”, aclaró.

El representante del gremio también acotó que los que venden estos productos no sólo atentan contra la vida de los consumidores, sino también contra el empleo productivo formal, porque estas actividades “artesanales” aumentan el contrabando, la falsificación con otras sustancias; el aprovechamiento de botellas y etiquetas para simular el contenido del ron y carencia de licencia de importación.

Es Caracas